Aniversario

Publicado: 08/04/2013 en Elementum: Cólodin y Kailey

Kailey le miró. Tenía el pelo negro, liso y corto. Era de estatura media y no demasiado fuerte. Su cara transmitía seguridad y su voz era calmada, tranquila. Era incluso hipnótica. Le sonaba de algo, pero no sabía muy bien donde lo había visto.

-Me llamo Ben. No, no es que pueda leer la mente, es que se te ve en la cara.

-Aaah, ya me acuerdo. Tu eres aquel que fue a buscar a Drake y volvió.

A Ben se le oscurecieron los ojos y su rostro adquirió una expresión de tristeza. Se le veía deprimido.

-Si, fue el día más triste de mi vida. Me persigue en sueños.

-Lo siento mucho.

-No pasa nada.-Dijo repentinamente alegre-Ahora mismo, no puedo hacer nada por salvarles y lo hecho, hecho está. No es que sea insensible, es solo que creo que la tristeza no puede solucionar nada y prefiero honrarles con actos. Siempre los tendré muy presentes.

En este momento, Kailey había dejado de llorar y ni se acordaba de Cólodin con aquella otra chica. Estaba totalmente absorbida por Ben.

No hay mucho más que contar. Ambos siguieron hablando durante mucho rato, hasta que Kailey se tuvo que ir por una emergencia. Quedaron en verse al día siguiente.

Cuando se volvieron a ver, Ben convenció a Kailey para que conociese a su equipo.

-Cuando volví solo de la misión, me pusieron en un grupo con otros elementales que no tenían el grupo completo. En su caso fue que el último miembro de su grupo era superdotado y se graduó antes, nada trágico.

El grupo lo componían un elemental de roca, uno de aire, uno de mente, uno de agua y el. Eran tan solo cinco, en lugar de los seis habituales.

-Si, resulta que un miembro ha cogido un resfriado muy fuerte y tiene que guardar cama. Es algo que los de curación no hacen. Eliminar por completo una enfermedad de un organismo es algo muy costoso y muy cansado y un resfriado como el suyo se puede curar guardando cama unas semanas. Si te lo preguntas, es de espacio, pero debido a eso es muy probable que lo retiren pronto y tengamos una vacante. Por cierto, mañana tenemos una misión. Somos un grupo de reconocimiento y nos envían a un nuevo planeta. Esta expansión que ha habido estos últimos años por el espacio es impresionante, pero los grupos de reconocimiento no damos a basto. Oye, te apetecería venir con nosotros. Nos falta un miembro y nos irías bien, ya que es un planeta helado.

-No se. Mi grupo es el de operaciones especiales. Podría surgir una emergencia.

-Si serán solo unas horas. No puede pasar nada tan malo que tu grupo no pueda arreglárselas por si solo.

-Bueno, pero el director debe dar su consentimiento.

-No te preocupes, de eso nos encargamos nosotros. Mañana te vienes de exploración.

Y dicho y hecho. Al día siguiente, se fueron todos a un planeta del espacio exterior a explorar. Para Kailey fue el mejor día de su vida. El planeta en cuestión tenía baja gravedad y andar por el era muy divertido. El grupo era muy amable y todos se reían. Además, en el aire había muy diversos componentes y podía hacer fuegos de colores muy fácilmente, lo cual era muy espectacular.

Cuando volvió, se le pasó toda la risa. Cólodin estaba sentado en un banco, cubierto hasta arriba de hollín y con varios arañazos. No tenía muy buena pinta y fue corriendo a ver que había pasado.

-¿Que que ha pasado? Ha pasado que mientras tu estabas por ahí con tus amigos divirtiéndote, ha saltado una alarma de bomba. No teníamos tiempo y hemos tenido que ir los cinco. Ammós ha creado una capa protectora alrededor de la bomba para evitar que si explotaba hiciera más daños, pero estaba anclada a una estatua muy valiosa y teníamos que intentar desactivarla. He entrado yo y me ha explotado en la cara. Por suerte estaba cubierto de hielo y esto es todo lo que me ha pasado, pero Ammós no sabía exactamente los componentes de la bomba y era más potente de lo que se esperaba. Su contención ha saltado por los aires y ha destrozado algunas pinturas valiosas.

-Lo siento.

-Ya lo creo que lo sientes. ¿Sabes lo que ha costado que te fueras por ahí de exploración? Si, el director me lo ha contado, no pongas esa cara. Casi nos matamos Kailey, y todo por que tu no estabas. Ahora ya da igual. Me voy a duchar. Nos vemos mañana.

Kailey estaba totalmente chafada. Lo que había pasado le había sentado como un puñetazo en la boca del estómago y lo peor es que se sabía responsable.

Pero volvió a pasar. No había pasado mucho tiempo. Cada vez pasaba más tiempo con Ben y su grupo. El del resfriado ya se había recuperado, pero también lo habían retirado del grupo y ahora trabajaba exclusivamente con los portales. Ben y los suyos tenían una especie de sala de reuniones. Resulta que entre todos, habían reunido una cantidad respetable de dinero y tenían una casa de campo antigua, medio abandonada, donde se reunían. Ocurrió lo mismo. Convencieron a Kailey para que fuese de exploración con ellos y, mientras estaban fuera, ocurrió otra emergencia.

Esta vez era un ataque terrorista a una central petrolífera. El petroleo estaba cada vez más y más en desuso, pero había algunas centrales que seguían operativas y podían ser muy peligrosas. El encuentro acabó con varios terroristas heridos y uno muerto. Este muerto había ocurrido debido a que tenía tres rehenes y amenazaba con immolarse con una bomba si no se iban. Cólodin le había atravesado el estómago de parte a parte y le había inmovilizado las manos, sacándole el activador.

-Kailey,-le dijo Cólodin- esto no puede seguir así. No puedes estar en dos grupos a la vez. Debes escoger uno. Lo de la planta de petróleo ha sido horrible y sabes que si hubieras estado tu no habría ocurrido.

-Pero es que no se. Me gustan los dos.

-Kailey, no puede seguir así. No puedes seguir haciendo algo solo por que te gusta, y menos con todo lo que hay en juego. Debes escoger, Kailey.

Anuncios
comentarios
  1. carlosbaldellou dice:

    Bueno pues. Resulta que hace ya dos años que comencé esto. Aquí os traigo un trozo bastante largo de historia. Tengo también un buen montón escrito, no tan largos, pero si es bastante, así que creo que tardaré tiempo en hacer otro parón.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s